José Martí: "En esta Diputación del cambio, los protagonistas son los ayuntamientos"

El presidente de la Diputación destaca la importancia de la inmediatez y el diálogo para salir de la crisis sanitaria y pone en valor la autonomía de los ayuntamientos para decidir en su día a día

La pandemia del coronavirus ha puesto en alerta a las administraciones más próximas a la ciudadanía, los ayuntamientos, que han tenido que responder rápidamente a las necesidades e imprevistos de la crisis. Después de un año de legislatura y con la situación más controlada, el presidente de la Diputación de Castelló, José Martí, hace balance de las principales actuaciones de la institución y asegura que el objetivo ha sido y será «apoyar los ayuntamientos» y hacerlos «protagonistas» con la «Diputación del cambio».

Hoy hacemos balance de un año en la Diputación de Castelló con su presidente, José Martí. La primera pregunta es casi obligatoria: ¿cómo habéis vivido desde la Diputación estos dos meses y medio de plena pandemia de la COVID-19?

A pie de obra. Aquí está un poco la contradicción: sin salir de casa, trabajando mucho. Hemos descubierto, todo el mundo, el trabajo desde las videoconferencias. Estábamos todo el día allí conectados y hacíamos cosas que seguramente ahora comentaremos. Hacíamos cosas importantes y que pudieran ayudar la ciudadanía.

¿Cuáles han sido las principales necesidades que os han transmitido los ayuntamientos?

Desde el primer momento, los ayuntamientos, y también nos lo pidió la misma consellera de Sanidad, que ayudáramos con el material de protección. Fuimos pioneros entre todas las diputaciones de España, porque los ayuntamientos tenían material de protección para el personal de los servicios esenciales de los ayuntamientos. Esto fue una medida importantísima: mascarillas, buzos, geles desinfectantes, guantes… Esto lo proveyó la Diputación muy pronto. Y después también actuamos de coordinación entre los ayuntamientos y una empresa que tiene una persona de aquí de Castelló en China para después hacer llegar mascarillas, a principios del mes de abril, para que el Ayuntamiento libremente pudiera disponer, incluso, para toda su población o para personas más afectadas. Por lo tanto, a escala de inmediatez en la respuesta, fue importante. Además, cuestiones de aplazamiento de pagos, nuestro personal de Protección Civil también distribuyó, en coordinación con el Hospital Provincial, medicinas para los enfermos oncológicos. Hubo toda una serie de ayuda también en Servicios Sociales, con teleasistencia, llamando a más de 3.300 personas mayores, para que no se sintieron solas, puesto que los mayores han sido los más afectados. Por lo tanto, desde el primer momento, en el aspecto de intendencia, hemos estado trabajando.

Han sido 250.000 euros de mascarillas cuando, en ese momento, las mascarillas eran como el objeto más buscado, más preciado, de todo el mundo, ¿no?

Sí. Afortunadamente, ahora ya es un material accesible. Pero en aquellos momentos no. Era importante que policías locales, Servicios Sociales… También ha sido importantísima la tarea de desinfección que ha hecho el Consorcio Provincial de Bomberos. La UME trabajaba en residencias en las grandes ciudades; nosotros, nuestro consorcio de bomberos, también desinfectó más de cien pequeños municipios allí donde lo solicitaban. Esto tenía también un efecto importante de calma, de tranquilidad para la población de los pueblos de interior, que veían que estaba allí junto a ella.

En esta Diputación del cambio, los protagonistas son los ayuntamientos»

De hecho, la ciudadanía lo que pide en situaciones así es que las instituciones reaccionen rápido, y vosotros reaccionasteis muy rápido, porque dos o tres días después del confinamiento ya teníais un Plan de Choque para reaccionar.

Sí, efectivamente. Incluso, la primera reunión la tuvimos antes de que se declarara el estado de alarma por nuestros trabajadores, que también ha sido una idea inmediata y central, buscar la protección de nuestros trabajadores. Inmediatamente, el 90 % se metió a trabajar por teletrabajo y, después, como dices, ese Plan de Choque de inmediatez, que pasaba también por dar liquidez a los ayuntamientos. Nosotros lo que hacemos es, a principio de año, en situación de normalidad, para aquellos ayuntamientos que lo piden, avanzamos hasta el 75 % de la recaudación. Ya se había acabado ese plazo y volvimos a abrir el plazo en 5 millones más para los ayuntamientos que lo necesitaran, porque la administración local en esta tesitura es fundamental con esa proximidad que tiene con la ciudadanía. Después, con el Plan de Choque, han vuelto a ser 3 millones de euros más, pero esa liquidez para los ayuntamientos que estuviera también muy presente.

¿Cómo han valorado los ayuntamientos el Plan de Choque?

Yo pienso que muy positivamente. Es más, ahora también hemos desarrollado un Plan de Ayudas de 3 millones de euros para hacer frente a la COVID. Por lo tanto, primero, lo que había sido esa ayuda inmediata pensando en la crisis sanitaria; pero ahora, con la crisis social y económica que, desgraciadamente, viene después de esta crisis sanitaria, estar también aquí. Y todo esto, además, que por primera vez la Diputación ponía en marcha el Fondo de Cooperación doblando el de la Generalitat. Ese Fondo de Cooperación no lo habían cobrado nunca los ayuntamientos y, este año, lo habían cobrado ya. Por eso decimos que en este primer año de vida nuestra, en esta Diputación del cambio, en esta nueva Diputación, los protagonistas son los ayuntamientos.

De hecho, el pasado 23 de junio se aprobó por absoluta mayoría el plan Reactiva Castelló, con 9 millones de euros, aprobado por unanimidad.

Sí, porque si en toda esta crisis tuviera que destacar dos cuestiones, la primera es la que hemos comentado, que es esa inmediatez en la respuesta que tuvimos, y la segunda, el diálogo. Yo también, desde el primer momento, tuve claro, y también el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que todo hacía falta hacerlo desde el máximo consenso, desde la máxima unidad, que es lo que pide la ciudadanía. Cuando hay una situación difícil como la que estamos atravesando, lo que es importante es que todos salgamos adelante. Después, si acaso, ya hablaremos de si se pudiera hacer esto o aquello, pero lo más importante era salir adelante. Yo por eso ofrecí muy pronto también que la Junta de Portavoces, que es la que hay normalmente para preparar los plenos, adquiriera un peso específico mayor y, a partir de aquí, fuimos todos juntos a unos fondos de lucha. Y esto hacerlo contando también con la sociedad, porque yo pienso que son importantísimas estas nueve mesas de diálogo que abrimos y estuvimos en conversaciones con todos los sectores sociales. Nueve mesas de diálogo nosotros desde aquí y, después, una cosa que es muy nuestra, el Patronato de Turismo, por su parte, también había iniciado una tabla de crisis para escuchar todos los sectores turísticos que tan esenciales y tan importantes son en nuestra provincia. Por eso, en referencia a esos 9 millones, son 3 millones para los municipios, porque ellos también hagan llegar a su población. Y, después, casi 3 millones también para el sector turístico, que para nosotros es esencial.

En esta crisis hay que destacar dos cuestiones: la inmediatez y el diálogo»

¿Y te sorprendió el consenso en tiempo donde han sido noticia, principalmente, las discrepancias en el Congreso de los Diputados cuando la Comunitat Valenciana ha brillado por el consenso en general?

Sí, yo pienso que en ese sentido también el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, lo tuvo claro desde el primer momento y, de hecho, se están abriendo esas mesas de diálogo, y ahora están trabajando para la que será la respuesta desde Les Corts, desde los sectores sociales y económicos y desde el sector institucional, ayuntamientos y diputaciones. Por lo tanto, nosotros aquí lo trabajamos, dijimos que todos los partidos con representación en la Diputación hicieran sus propuestas. Lo trabajamos, eran propuestas que se podían asimilar por los distintos partidos. Algunos tuvieron que renunciar, como es normal cuando hay un pacto, pero ese pacto fue posible y de esto pienso que nos tenemos que felicitar todos. Y, como haya siempre que tengo ocasión, agradezco a nuestros socios de gobierno, en Compromís, y después a los dos partidos de la oposición, PP y Ciudadanos, su talante de diálogo, que lo ha hecho posible.

También habéis aprobado el Pla 135 de Obras y Servicios. ¿Me puedes destacar cuáles son las principales líneas del Plan?

Nosotros queremos que ese espíritu de diálogo esté presente, y antes de toda esta crisis de la pandemia, el año pasado, nosotros, a la hora de confeccionar los presupuestos, también tuvimos la iniciativa de sentarnos comarcas por comarcas con todos los alcaldes. Una herramienta fundamental de ayuda en los ayuntamientos es el Pla 135, y allí, hablando con los alcaldes, ellos mismos propusieron, entre otras cosas, una serie de medidas para mejorar el Pla 135 que nosotros ya hemos adaptado en el Plan de este año. Sobre todo, una cuestión que preocupaba a los alcaldes es que, cuando se hace la licitación de la obra y hay una baja, esa baja pasaba a la Diputación, y ellos pedían que se quedara, lógicamente, en los ayuntamientos. Y esto se ha incorporado y estará presente en el Pla 135 de este año. Y después también algunos alcaldes, en lo que son gastos ordinarios, pedían que se subieran, porque el que era habitual era 70% para inversión y 30% para gastos. Lo que hemos hecho es que se pueda pedir hasta el 50% también en gastos ordinarios, que a veces los ayuntamientos pequeñitos tienen ese otro tipo de gastos. Esas dos líneas se han incorporado en el Pla 135 de este año, y esto pensamos que ha sido también una mejora que han visto muy favorable los ayuntamientos.

Hace muy poco, cumpliste un año, aunque parecen muchísimos, del cambio de la Diputación. Después de 24 años de gobierno del PP a la Diputación, ha llegado el cambio contigo en este caso. ¿Cómo lo valoras?

En principio, como no puede ser de otra manera, tengo que agradecer a mi partido, porque es todo un honor. Además, una persona como yo, que ha estado muchísimos años en el partido, con cargos orgánicos, pero que al fin y al cabo era un alcalde de un pueblecito de 500 habitantes, Sueras, en la Serra d’Espadà. Que los socialistas castellonenses confían en uno es un honor que tengo que reconocer y que, también, yo personalizo en nuestro secretario general, Ernest Blanch, que vio clara esa apuesta de nuestro partido porque se visibilizara el gran reto que tenemos, que es el reto demográfico; el gran problema que tenemos, que es la despoblación. Esto se podía visualizar mucho haciendo esa apuesta porque fuera un alcalde de un pueblo pequeño que, también, lógicamente, puede tener mucha más disponibilidad que alcaldes de pueblos grandes. Esa fue una idea de nuestro secretario general Ernest Blanch, una idea de la ejecutiva, y que llevamos adelante.

También con la ayuda de Amparo Marco, con la ayuda de Castelló. Aquí, todo los que habían sido presidentes de las diputaciones, todos habían sido concejales de Castelló. La alcaldesa Amparo Marco también lo tuvo claro y también estuvo en esa apuesta. Y lo primero es esto. Importante es el 28 de junio, que es el día que, aquí precisamente, tomé posesión, pero yo recuerdo también muy especialmente el 19 de junio, que es cuando mi partido, el Comité Provincial, prácticamente por unanimidad me proclamó candidato del partido Socialista a la Diputación. Y, a partir de aquí, esa línea municipalista yo quiero que esté muy presente, y yo pienso que lo ha estado, y aquí están los números. Nunca los ayuntamientos de la provincia de Castelló habían recibido de la Diputación tantos dinero como este año, porque aquí ha estado también lo Gloria, que también supuso una traba importante, ha estado también la COVID. Pero, aunque no hubieron estado, el Fondo de Cooperación es una nueva ayuda que tienen los ayuntamientos que no tenían. Y también esa liquidez de adelanto; este año, hemos avanzado en los ayuntamientos más dinero que nunca. Yo, a escala teórica, siempre lo he tenido muy claro: nosotros somos administración local. Incluso, a mí me gusta más hablar de una administración local que son las diputaciones intermunicipales, más que supramunicipales. Nosotros estamos entre los ayuntamientos para apoyarlos y para ir adelante.

Nunca los ayuntamientos de la provincia de Castelló habían recibido de la Diputación tanto dinero como este año»

¿Cuáles serán los principales esos de esta legislatura, que quizás se han visto un poco trastocados por la pandemia?

Sí, efectivamente. Una idea fundamental que se ha visto trastocada en esa línea era pasar de las subvenciones a las diputaciones de la concertación. Es todo un cambio, que yo entiendo que costará. Es aquello que nosotros decimos constantemente: queremos que los ayuntamientos sean mayores de edad, que nadie decida por ellos, que sean ellos quienes digan realmente para que vuelen. ¿Y nosotros para que estamos? Nosotros estamos para darlos recursos técnicos, económicos y de personal, pero que sean ellos quienes decidan. Esa es una idea fundamental. Y esto se hace concertando con ellos, mirando, incluso, la posibilidad que no fuera anualmente, sino plurianualmente, que el ayuntamiento diga en que quiere orientar sus políticas. Esto es un cambio total, porque aquí se había trabajado mucho desde la tutela, desde el paternalismo. Nosotros no estamos allí, sino que estamos en la Diputación de la concertación. Esto es fundamental.


¿Cómo abordaréis el fundamental reto de legislatura, que es el despoblamiento que sufren muchos pueblos?

Yo siempre lo digo: una forma de abordar fundamental este tema es la fiscalidad. Yo pienso que tiene que haber una discriminación positiva para la gente que vive, trabaja e invierte en los pequeños municipios. Pero esto, la política fiscal, no está en nuestras manos. Nosotros podemos presionar, hacer bastante porque esto se tenga en cuenta, y podemos actuar en otros ámbitos. Podemos actuar, que es lo que hacemos y queremos incrementar, que los derechos de ciudadanía de las personas del interior no se vean menguados. Una cuestión fundamental: bienestar social, que también en nuestros presupuestos este año se ha aumentado esta partida de más de 2 millones de euros. Todas las políticas de bienestar social para nosotros serán fundamentales y tienen esa mirada hacia el interior, hacia los pueblos que lo necesitan.

Otra línea fundamental que a la larga es fundamental, el cambio cultural. Tenemos que ver lo rural, y cada vez se está andado más en ese sentido, no única y exclusivamente como un sinónimo, que también lo es, de agrario, de ganadero, sino el rural como sinónimo de bienestar, de calidad de vida, de salud, de tranquilidad. Quizás en esto actúe el hecho que la gente busque de nuevo esa paz, esa tranquilidad, ese bienestar que le da el interior. Y nosotros aquí estamos muy implicados y queremos incidir también en ese aspecto. Es un tema difícil, a nadie se nos oculta que es un tema complicado, pero las sociedades no están tranquilas nunca y todo va cambiando, y quizás ahora se hace cierto cambio en la mirada, que es fundamental.

Todas las políticas de bienestar social tienen esa mirada hacia los pueblos del interior para combatir la despoblación»

Hace unos días comentaste que la pandemia podía ser una oportunidad y que teníamos que aprovecharla, imagino que para reinventarnos. ¿Nos lo puedes explicar un poco?

Sí, y en ese sentido nosotros también estamos muy implicados en todo lo que son las nuevas políticas de innovación, de digitalización, de sostenibilidad… Pienso que aquí también hay muchas cosas que hacer en el interior, esa brecha digital hay que superarla. Tenemos que ir a que el interior tenga unas buenas comunicaciones, unos buenos sistemas informáticos, no solo para entretenimiento, sino también para el emprendimiento. Es decir, por qué aquel profesional que quiera trabajar, y ahora desde casa, no puede estar en un municipio del interior que le puede ofrecer una calidad de vida también tan importante?

Esto ha sido un máster intenso de dos meses y medio. ¿Cómo lo has vivido a escala presidente y a nivel personal?

Con preocupaciones. Yo soy alcalde de Sueras, y justo al empezar tuvimos un caso en la localidad, que además era una persona próxima a mí. Era una persona muy querida, socialmente muy presente en el municipio, más con las personas de la tercera edad, y esta persona faltó. Dijimos: «Bueno, ahora a ver qué nos vendrá». Y bien es verdad que después no, todo el periodo ha estado bien, no se contagió nadie, pero esa preocupación inicial la tenías por un caso próximo y por todo el que estaba pasando.

Y, después, con trabajo. Yo también vengo del mundo de la filosofía, he sido profesor de Filosofía y tengo algún artículo semanal pensante desde el mundo de la filosofía el que se puede llevar o aprender, porque yo lo que digo es que el ser humano está aprendiendo constantemente y de esta experiencia tenemos que salir un poquito más sabios, con más experiencia y, si puede ser, incluso un poquito mejores. Y, en ese sentido, no tan solo resistir, sino la resiliencia, ver si esto nos puede dar nuevos impulsos y con esa vuelta al rural, con esa digitalización. A ver si todo esto puede servirnos, y tenemos que aprender en esa dirección. Por lo tanto, no hemos tenido tiempo de aburrirnos. Ha sido, efectivamente, un año intenso, pero un año vivido también muy directamente, porque me encuentro tanto con la gente que trabaja más próxima en mí en presidencia como con los diputados; pienso que hemos configurado un buen equipo. Los diputados están trabajando en sus áreas también con ilusión. También, esta nueva Diputación tiene muchas cosas para hacer todavía, pero vamos adelante con ganas y con fuerza.

El ser humano está aprendiendo constantemente y de esta experiencia tenemos que salir un poco más sabios»

¿Cuál será para ti el gran reto de estos cuatro años que te gustaría conseguir?

El gran reto sería que dejemos una provincia más vertebrada, y no con esta gran diferencia entre costa e interior. Ese sería un gran reto, que quizás no está del todo en nuestras manos, pero sería, efectivamente, lo que nos gustaría.

Más información

0 comentarios

0 comentarios

No hay comentarios todavía. ¿Quieres añadir uno?

Escribir un Comentario

Escribir un Comentario